Conociendo la Comunidad Autónoma de Extremadura

extremadura1Conociendo la Comunidad Autónoma de Extremadura

La Comunidad Autónoma de Extremadura, limita al norte con Castilla-León, al sur con Andalucía, al este con Castilla-La Mancha, y al oeste con Portugal. Su territorio comprende largas costas, variados ríos y embalses y es más extenso que Holanda, Bélgica o Dinamarca.

Extremadura

Extremadura es una región aun incipiente e inexplorada, casi virgen para el turismo. Sus notorios contrastes y relieves se divisan en tres frentes, por un lado Las Sierras, que incluyen el sur del Sistema Central, los Montes de Toledo y la Sierra Morena; por otro lado, Las Llanuras y vega de los ríos Tajo y Guadiana: finalmente Las Penillanuras de la Baja Extremadura.

Extremadura es uno de los enclaves ecológicos más importantes de España, su clima es continental, con inviernos cálidos, largos y benevolentes por su cercanía con el Océano Atlántico, veranos muy calurosos y secos, y de escasa lluvia en la parte de la llanura en épocas de otoño e invierno.

Extremadura es una región poco poblada, con una densidad geográfica de 27 habitantes por Km2, contrastando a los 170 habitantes de la CEE y los 75 habitantes de España, contribuyendo a la conservación de zonas vírgenes y de naturaleza que de otra forma no existirían. La población total de Extremadura es de 1 millón de habitantes, se compone de dos provincias, Cáceres y Badajoz.

La ciudad de Mérida fue una de las diez más importantes del Imperio romano, debido a su situación geográfica ubicada en un enclave estratégico, como puente entre la meseta y las sierras del sur. Posterior a los romanos llegaron los árabes, pero su época dorada llego con el descubrimiento de América, convirtiéndose en cuna de los más rimbombantes conquistadores.

Las tierras de Extremadura son paisaje y hábitat de especies de flora y fauna nativas, apreciables en sus reservas y parques naturales. Su geografía esta compuesta de impresionantes serranías, desfiladeros , vegetación y afluentes de agua, además de mantener todavía ricas tradiciones y costumbres. Además de los impresionante paisajes, hay fuertes contrastes, entre los bosques, embalses, sierras, planicies, y los fértiles valles.

Extremadura conserva tradiciones y folclor, en su artesanía destaca el trabajo de los metales de Guadalupe, la cerámica y los bordados, sin contar con la cocina, a base de verduras y hortalizas, chacinas y quesos, que dan vida a originales preparaciones, como las famosas migas.

En la zona se habla el castellano aunque hay zonas donde se habla portugués, debido a su proximidad con Portugal, en la sierra de Gata se mantiene el antiguo castellano, y el castuo, es un dialecto que ya no se habla y solo se mantienen algunas pocas palabras.

Extremadura

Cabañas en Extremadura

Los sitios de interés a visitar en Extremadura son Mérida, que exhibe los monumentos romanos mas notables de España; Cáceres, la capital de la Alta Extremadura; Trujillo, villa antigua que sirvió de fortaleza para romanos, celtas, musulmanes y cristianos. En Trujillo aun se conservan cuatro de las siete puertas de entrada a la ciudad, su plaza mayor porticada, el castillo, palacios e iglesias, dan muestra de su fastuosa monumentalidad; Guadalupe, Placensia, y Badajoz, sitios que conservan hermosos palacios medievales que valen la pena visitar.

Trujillo, en el centro oeste español, mantiene palacios del siglo XVI que construyeron los trujillanos conquistadores al volver de América. Entre los palacios mas llamativos esta el Palacio de los Marqueses de la Conquista, que aun pertenece a los descendientes de Francisco Pizarro.

Los conquistadores tomaron como punto de partida a sus conquistas a Trujillo, todas las que vinieron después se asemejan en cierto modo por su marcada repitencia y semejanza. Trujillo combina el Renacimiento con el Barroco, el ambiente que la rodea, es de inmensa decadencia, abandono y dejadez, no así otras partes del país que si fueron restauradas para recibir turistas. En Trujillo predomina el color ocre deslavado en sus paredes de piedra carcomidas y deslavadas con el tiempo.

Desde Trujillo partieron las conquistas a grandes ciudades de América. Los más conocidos son Francisco de Orellana, García de Paredes, Nuflo de Chaves, Francisco de las Casas, los Sanabria, y el Márquez Don Francisco Pizarro, fundador de Lima, admirado y respetado hasta nuestros días.

Entre las construcciones más llamativas de Trujillo, se encuentra el Palacio de los Marqueses de la Conquista, propiedad de la familia Pizarro y sus actuales descendientes. Este edificio de tres pisos, conserva un hermoso balcón esquina, grandes ventanas protegidas con barrotes de fierro forjado.

Alrededor de la Plaza de Trujillo, se pueden ver los edificios históricos uno a uno, el palacio de los Duques de San Carlos, el del Marquesado de Piedras Albas y el de los Sotomayor. El mas rastro más fuerte que dejaron los musulmanes que llegaron a Trujillo, es el castillo ubicado en los altos de la ciudad, con una infraestructura propia de los guerreros del islam.

Fue por obra de los musulmanes que España de Trujillo creció económicamente, de esa época se conserva también una muralla con diecisiete torres, la Puerta del Triunfo, y cuatro de las siete puertas de entrada a la ciudad.

Mérida llego a ser una de las mas importantes del imperio, aun conserva el Teatro, el Coliseo, el Foro y el Circo, además de templos, caminos de piedra, puentes y embalses. El monumento emblema de Mérida es el teatro Romano, con capacidad para seis mil personas, su patrocinador fue el cónsul Marco Agripa, yerno de Octavio Augusto, inaugurándose entre los años 15 y 16 A. de C., es en este escenario donde se celebra todos los años el Festival de Teatro Clásico. Badajoz

Badajoz

Los teatros eran obras necesarias en las ciudades romanas por razones políticas, el arte teatral era un medio para consolidar la autoridad y prestigio del imperio, aunque la gente prefería los circos y las luchas de gladiadores. Con el anfiteatro inaugurado en el año 8 A. de C., se doto a la colonia romana de una gran área publica para espectáculos. El Coliseo tiene capacidad para 14 mil espectadores, allí se enfrentaban elefantes, tigres, rinocerontes, leones enfurecidos y cruelmente atacados por flechazos, gladiadores que provenían de las cárceles de prisiones de guerra o seleccionados entre los esclavos. La sangre derramada en estos espectáculos, manaba a chorros y muchas veces caía sobre la primera fila, regocijando con el apoteósico espectáculo a los sádicos espectadores.

Share Button

Deja un comentario